Pasaporte menores

El pasaporte para los menores debe ser autorizado por ambos padres

La Policía alerta del cambio legislativo a la hora de preparar las vacaciones

Si ha preparado concienzudamente un viaje con sus hijos para visitar un destino veraniego en el extranjero, que no se lo estropee un trámite burocrático a última hora. Desde el pasado jueves, la expedición del pasaporte o de cualquier autorización de viaje para menores de edad requiere el consentimiento expreso de ambos progenitores. La autorización debe efectuarse directamente por cada uno de los representantes (juntos o por separado) ante el órgano competente para la expedición del pasaporte, bien sea en las oficinas de la Dirección General de la Policía o ante un notario.

ADVERTISEMENT

La medida, que responde a la entrada en vigor del real decreto 411/2014 del 6 de junio, pretende evitar la sustracción de menores por parte de uno de los cónyuges, lo que ha ocurrido en ocasiones en caso de padres separados cuando uno de ellos se lleva al niño al extranjero y se queda con él allí. Hasta el momento solo era necesaria la firma de uno de los progenitores para que la policía expidiese el documento, pero ahora, según recuerda la propia Policía Nacional, los tutores deberán acompañar al menor y firmar ante el funcionario de turno un permiso en el que expresan su consentimiento.

No será imprescindible que los dos padres estén presentes en el acto. Si uno no puede asistir por cualquier motivo podrá aportar un consentimiento firmado ante notario, aunque no valdrá ningún escrito privado. La nueva norma introduce otros cambios, como la incorporación de un chip electrónico, con una función similar al de los actuales DNI electrónicos. Contendrá los datos biométricos del ciudadano y unos rasgos técnicos que facilitar su lectura por equipos informáticos.

La Voz de Galicia